martes, octubre 23, 2007

Inocencia


Los ojos de su gitanillo brillaban tras la celosía. Él dormía en un lecho contiguo al suyo separado por aquel cuadriculado biombo. Y charlaban a oscuras hasta las claras del día. Ambos, ajenos al mundo, disertaban sobre el amor sin amar(se); sobre el deseo sin tocar(se). Una risa algo casquivana la de ella. El paréntesis bocal y cuerdo de él. Con dulzura y en susurros. Así, en penumbra --en una pequeña buhardilla del Madrid de los Austrias-- descubrió el placer de la conversación y las palabras. El puro placer de un amor célibe pero en absoluto casto. Arrinconaría en su memoria esa estampa de un hombre y una mujer celebrando el orgasmo del intelecto. Un pecadillo confesable y dulce como jugo de ananás. En los momentos de absoluto desconcierto, aquel sexo de sujetos, verbo y predicado, le pintaría en los labios una sonrisa de melancolía y, acaso, el gesto picarón del que se sabe pecador de brazos cruzados.
Dos en lo oscuro, fiesta de pijamas y un bostezo de agotamiento.
-Son ya las dos de la mañana, Martina...estoy muerto, chica.
-Y te recuerdo que yo estoy de vacaciones pero tu entras a las siete, te levantas a las seis y rezas a las cinco...No tengo precio como corruptora de almas puras.

25 comentarios:

CurroClint dijo...

Una pequeña gran historia, de amor escondido, separado e intenso. Tanto como permiten las celosías... Toda una belleza y una inspiración. Una historia trasladada en el tiempo al mundo de los rezos, de lo pecaminoso inconsciente. Una vuelta de tuerca final donde dos almas puras, no se corrompen.

luz de gas dijo...

Es lo que tiene la noche, proclive a facilitar tantas cosas, y tan puramente castas cómo son palabras, sólo palabras.
Saludos Lola

Viuda de Tantamount dijo...

Oño...Lola...y aqui, como mucho, llegas a la cama muerta matá de cansancio¡¡

O metiendo prisas, que no sé que es peor....

B x C

Ful el Blogcazas dijo...

El texto no se hace fácil de leer, no sé si era lo que pretendías.

LOLA GRACIA dijo...

Quizá tengas razón, Ful. En cambiado alguna cosilla

Merce dijo...

¿Inocencia?...no sé yo...

El buzón de mi casa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Beauséant dijo...

quizás es que no existan las almas puras.. quizás todas y cada una de ellas están deseando corromperse...

Celestino dijo...

¿Paréntesis bocal o bucal?
.."En cambiado o he cambiado?..
Tal vez pequeños errores que provocan los complicados teclados de portátiles unidos a la rapidez de escritura por falta de tiempo.
No tiene mayor importancia....
Comparto al blogcazas, texto complejo y enreversado de leer para mi mal gusto y peor entender.

LOLA GRACIA dijo...

celes

es bocal, de boca..es que sólo los escritores consagradas se pueden inventar palabras?
Bucal no me gusta...me recuerda a enjuague bucal.

Si, quizá, debiera dejar de escribir.

Celestino dijo...

Ni se te ocurra lola.Pluma tan ágil, culta y locuaz no debe ser desperdiciada.
El que a mí me gusten los relatos más modestos en contenido no quiere decir que no sean buenos...y realmente son buenos, muy buenos y acepto con honor el tirón de orejas bucanero.
No dejes de escribir aunque algunos te leamos en la sombra.

Sometimes Inviting Eyes dijo...

No tengo precio como corruptora de almas puras. Me ha encantado.

LOLA GRACIA dijo...

sometimes...cuanto tiempo!!

Sometimes Inviting Eyes dijo...

Pues conste que te leo siempre que te tengo puesta en el google reader en posición preferente... pero una sale corriendo todas las mañanas y egoístamente no deja comentario... intentaré volver al buen camino.

Agatha Blue* dijo...

Lo cierto es, que las palabras son el medio de transporte de muchos éxtasis amorosos... a veces, un sencillo susurro cerca de la persona amada con la palabra exacta... eriza absolutamente todos los poros de la piel.

Felicidades por tus narraciones.

Agatha Blue*

Javier Luján dijo...

Me recuerda una época de mi vida, en la cual compartí la misma situación; pero lo cierto es que nosotros acabamos corrompidos, a las palabras siguieron los actos y a los actos el olvido. Quizá hubiera sido mejor seguir hablando en la oscuridad.
Un beso, Lola.

Sintagma in Blue dijo...

Es magnífico tu texto, de eso que no te quepa la menor duda. Pero ya sabes, los hay que aún no han pasado de la M con la A: MA.

;-)

armstrongfl dijo...

¡A todas las mujeres les atrae lo imposible, lo inalcanzable!
Y ellas son corpóreas y terrestres o marinas. Los hombres somos aéreos.

Antonio Rentero dijo...

Magnífico relato... lo peor es haberme sentido identificado con el... algunas noches me salvaron del pecado pero me condujeron al calor de un alma eternamente ardiendo por el recuerdo más triste, el de las cosas que nunca sucedieron...

Ful el Blogcazas dijo...

Bueno, no sé si le has hecho algo o es que lo leo con mejores ojos. El caso es que ahora me ha gustado mucho. Pero ya te digo, nunca le hagas caso a la opinión de un bufón.

Ful el Blogcazas dijo...

A partir de ahora tienes el dudoso honor de ser enlazada a mi blog, corro con los gastos de indemnización por el socavamiento de tu imagen que pudiera producirse al ser relacionada con mi humilde tribuna.

coco dijo...

Querida, el puro placer, es leerte.

Tamaruca dijo...

Los pecados de brazos cruzados son los que más duelen, desde mi punto de vista. Prefiero l@s pecadores activ@s, así una sabe a qué atenerese al menos y obrar en consecuencia.

Besines...

Celestino dijo...

Cuando me refería a "mi mal gusto y peor entender"..por supuesto era el mío..hay que saber leer, pues no me consideo bufón

Ramón Climent dijo...

Bonito y puramente pecaminoso !