jueves, octubre 01, 2009

Milagro


Siento a años luz
el milagro.
Acaso nunca suceda,
acaso todo
es la maravilla

y espero la nada en vano.

Un fulgor de
constelaciones
consternadas.


Y danzo los compases
del orbe.
El ritmo interno,
el fuego remoto.
El bolero del mundo.

Sufro y amo.
Estoy viva, pues.
Pero sólo a ratos.
Y me voy con ellas,
aves migratorias
que viajan en triángulo
de perfecta armonía.

Y quiero volar con ellas
cegarme de sus trinos,
galopar en el lirio
de lo sublime.
Trepar por
la perfección efímera.
Reptar sobre el ombligo
enamorado.


Nadar en las
aguas y ser embrión.


El milagro.

Acaso tú seas el
milagro.



Un don divino,
una lección que aprender.
Un sueño al que aspirar.
Un verso por escribir.
El milagro es la
palabra.
La palabra es el acarno
profundo, el ansia,
el hambre y el
alimento.
El milagro de los milagros

4 comentarios:

Celestino dijo...

Qué bonito estar enamorada.
La vida es conformada por altibajos que si el destino nos ofrece un gran "alti" el bajo queda olvidado y superado.
Esa es la vida, así de hermosa y así de dura.
Jodido es desear lo inalcanzable...más doloros es perder lo alcanzado.Pero para vivir a veces es necesario perder para poder ganar.

Lola dijo...

Ejem...no estoy enamorada... se ve que no me explico bien :)

Yahuan dijo...

No puede ser en vano

Angus dijo...

Exquisito poema. Me gusta.