jueves, septiembre 21, 2006

CIELO DE MANHATTAN


Quisiera ver el cielo gris de Manhattan.
Ahora, a tu lado,
Con una bossa nova triste.
Aquí Betania, duele,
me da un bocado.
Porque hoy el corazón
está desolado.

A tu lado,
el cielo de Manhattan
Sería poco más que
la promesa del real cielo,
del sueño dorado.

Añoro el verano, quizá,
el otoño urbano,
de coches, polución
y aliento quebrado .

“Eu sei que vou te amar...
Añoro la voz
ronca que nunca dijo adiós.
“Em cada despedida
vou te amar”

Cielo de rascacielos,
aplasta el frío,
la soledad.
Dale brillo a esta
enemiga que soy
de mí misma.
Dale encanto
a la cotidianidad.

Cielo de Manhattan
Yo, con tu camisa,
Un pitillo en los labios,
de juego puro,
pues ni fumas,
ni fumo.

Yo, sueño
¿Qué me queda pues
si no saco el Alter Ego
a pasear?
Señores del jurado,
perdónenme
por divagar.

Cielo, dame otra vida.
Dame, siete.
Es injusto sólo un destino.
Quiero más.
Siempre quiero más.
“Eu sei que vou te amar”

11 comentarios:

ella y su orgía dijo...

"Por toda vita mia vou te amar..."
¡Ay!, cómo me gusta. Y esa Audrey de mis amores, esa Holly inolvidable comiéndose su cruasán.

Besos orgiásticos.

almayer dijo...

hala! así de repente! sin avisar!
vas y sueltas uno de los versos de la canción más bonita del mundo

sin vozal

menos mal que no la has puesto para escucharla.

desmitificador dijo...

Y yo que prefiero en esa película a un George Peppard haciendo de escritor mantenido. Los pectorales que mostraba en pantalla sobresaturados de maquillaje para disimular el felpudo que los cubría :D no tenían desperdicio. Además, soy de la misma opinión que tubiera Truman Capote sobre una Holly interpretada por Marilyn. Después de todo, la protagonista era una buscona rubia con medio cerebro y no una escuálida morena de aspecto monjil (mucho más propia en «Vacaciones en Roma»). Pero en fin, es una opinión, la mía, sobre una actriz que ha terminado decorando fondos de reloj de tienda de "Todo a un euro" (no me odieis mucho por ello :D).

Por cierto que si alguien quiere montarse un karaoke con Daniela Mercury y Adriana Calcanhoto cantando «Eu sei que vou te amar», que haga clic aquí.

Sintagma in blue dijo...

Te leo... y vuelo.

LOLA GRACIA dijo...

Gracias, guapa. Viniendo de tí es todo un elogio. Me encantó el verso que dedicaste a Antonio F Marín. Que sepas, que me llevo los versos de perra negra para leerlos en el fin de semana. ¡¡ARTISTA, QUE ERES UNA ARTISTA!!

josejimenez dijo...

joe... a veces me gustaria ser mas urbanita, mas sensible, mas intelestual,pero muy pocas veces, afortunadamente.

vozal es con b de bozal.

existen cuatro tipos,
a) largos (caballerizas)
b) cortos (canidos, ovinos, caprinos)
c) estrechos (conejos)
d) censores.

LOLA GRACIA dijo...

Lo de intelectual no irá por mi verdad??

No creo que lo sea. Sentimental sí, y hasta cursi si me apuras.

Me gustan las ciudades. Cuanto más grandes mejor. Los quinquis, las noches llenas de luces, los coches que van y vuelven por interminables avenidas, los borrachos, la gente guapa, los viejecitos que nunca terminan de cruzar las enormes calles, los neones, las farolas, las superboutiques...en una palabra, los contrastes.
Gracias por lo de esplendorosa, hermoso. Es muy bonito.

MentesSueltas dijo...

Es verdad, con esa pasión, necesitas varias vidas... una es poca.
Hermosa visión de las ciudades... comparto tu gusto por ellas y los detalles que mencionas.

Te agradezco tu visita a mi espacio y el comentario.

Dejo un cálido abrazo desde Buenos Aires.

MentesSueltas

LOLA GRACIA dijo...

Mentes. Estas son mis películas mentales. De pronto veo la imagen en la cabeza y me invento una historia, como esta. Otro abrazo

desmitificador dijo...

Lola, lee este artículo de Juan Manuel de Prada acerca de Audrey Hepburn que creo te gustará: «La masa corporal de Audrey Hepburn»

LOLA GRACIA dijo...

Ya me lo leí esta mañana, Desmi. Me hizo gracia lo de triturar a sus imitadoras (creo que iba porla Obregón que se disfrazó de la fabulosa AH)